La residencia-balneario de Frailes cumple las expectativas y ya tiene lista de espera

La asamblea general se celebró en la Casa de la Cultura de la villa de Frailes. /SANTIAGO CAMPOS
La asamblea general se celebró en la Casa de la Cultura de la villa de Frailes. / SANTIAGO CAMPOS

Asamblea de los socios el pasado lunes para aprobar diversas cuestiones relacionadas con el funcionamiento de la misma y el desarrollo del proyecto

SANTIAGO CAMPOSALCALÁ LA REAL

El proyecto de hotel residencial 'Baños Ardales' en la villa de Frailes dio el pasado día 2 de julio un paso importante para su futuro con la celebración de una asamblea general de socios que se celebró en la Casa de la Cultura y a la que acudieron casi un centenar de personas que están ligadas a este proyecto.

Uno de los hechos más esenciales es que la apertura del edificio sigue los pasos que la junta directiva de esta sociedad cooperativa y Hábitat Sociedad Cooperativa Andaluza se trazaron. Ha tenido éxito la iniciativa al haber agotado el número de socios que se solicitaban y al mismo tiempo crear una lista de espera que avala la salida de alguno de los socios que comenzaron esta andadura.

La asamblea fue dirigida por el presidente de la cooperativa, Custodio López, y otro de sus miembros como el tesorero José Luis Garrido. Además del representante de Hábitat, Salvador García. En primer lugar, se dio el visto bueno a la admisión de varios nuevos socios que culminan el número de 90 que forman esta cooperativa. A continuación, se presentó el proyecto básico por un experto en la materia y desgranó las diversas dependencias del edificio, desde la planta baja y las diversas zonas comunes, así como el balneario y otras dependencias. Habló de que habrá un buen número de habitaciones simples; otras para dos y alguna para tres, todas con una gran confortabilidad. Al término de la descripción, algunos socios hicieron preguntas sobre estas cuestiones.

Otro de los puntos del orden del día fue la explicación de la operación financiera para la petición de un préstamo a la Caja Rural, con el objeto de finalizar las obras, un préstamo cuya cantidad puede estar en torno al millón y medio de euros, según el número de socios que se atengan al mismo, pues algunos pagarán la cantidad entera al contado. El tesorero José Luis Garrido dijo que la operación estaba realizada con Caja Rural en unas condiciones ventajosas, que los socios deberían pagar unos 100 euros al mes, con dos años de carencia, durante quince años.

Por otro lado, el presidente de la cooperativa, Custodio López Gallardo, solicitó que se contratara un abogado para que supervisara las cuestiones jurídicas que se estaban presentando para llevar a cabo el proyecto, explicó que entre los miembros de la junta que preside, no había ningún experto y por ello pidió que sería necesario que un perito diera el visto bueno a algunas cuestiones importantes, por lo que se realizó una votación a mano alzada y por unanimidad fue aprobada esta cuestión.

Después, hubo una serie de ruegos y preguntas y algunos socios se interesaron por cuestiones como el número de habitaciones simples y dobles, otro socio pidió que quería salirse y fue atendido, diciéndole los pasos que debía dar para ello.

Finalmente, se explicaron los plazos para la finalización de las obras del edificio. Así el proyecto básico se finalizará durante este mes de julio, después se contratará a la empresa que terminará la obra y para octubre de 2019 puede ser la fecha de inauguración del residencial balneario.

La Junta Directiva fue reconocida y aplaudida por la gestión que, hasta el momento, ha realizado, con mucho trabajo hecho.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos